Bula Papal para el nombramiento de Mons. D. Juan José Omella Omella como arzobispo de Barcelona

escudo_francisco

FRANCISCO, OBISPO SIERVO DE LOS SIERVOS DE DIOS, al venerable hermano Juan José Omella Omella, hasta ahora Obispo de Calahorra y La Calzada-Logroño, designado para Arzobispo Metropolitano de Barcelona, salud y Bendición Apostólica.

El Divino Pastor le llovió de enriquecer su Iglesia con el eximio ministerio Petrino “para que la unidad brotara de una única fuente” (St. Paciano, Ep. III ad Sempronianum PL 13, 1071B). Nos, pues, llevando a cabo, por la divina providencia, este cargo de tanta importancia nos desvivimos, con solicitud constante, para cuidar de todas las comunidades eclesiales, que se encuentran por todo el mundo. Teniendo presente que la muy noble Sede Metropolitana de Barcelona, ​​situada hacia el nororiente de las Tierras Hispánicas, y que desde los tiempos más antiguos, florida, y en la actualidad se encuentra en situación de sede vacante debido a la renuncia de Nuestro Venerable Hermano, cardenal de la Santa Iglesia Romana, Lluís Martínez Sistach, hemos creído que era necesario nombrar un nuevo obispo, para conducir el pueblo del Señor según el corazón de Cristo el Buen Pastor.

A Ti, Venerable Hermano, que hasta ahora has ejercido el oficio episcopal, con traza y diligencia, te hemos considerado que eras del todo idóneo para ejercer este cargo de mayor importancia. Por lo tanto, después de escuchar el parecer de la Congregación para los Obispos, con Nuestra Potestad Apostólica, y después de dejarte libre de tus vínculos anteriores, te designamos Arzobispo Metropolitano de Barcelona, ​​añadiendo a este oficio los derechos y deberes que según tu oficio y tu condición van juntos con las prescripciones de los cánones sagrados.

Harás conocer tu elección en todo el clero y el pueblo fiel de Barcelona, ​​al cual desde ahora exhortamos que te quieran con gran benevolencia como padre y pastor, así como también trabajen con deleite junto contigo, para edificar el Iglesia, teniendo bien cierto que “la unidad es superior al conflicto” y “que la unidad del Espíritu armoniza todas las diversidades” (Evangelii Gaudium 228 y 230).

Además, deseamos, Venerable Hermano, que te entregues a este nuevo oficio con la suavidad de la caridad y con la fuerza de la verdad, dejándote guiar por el lema episcopal que has elegido “por la misericordia de nuestro Dios” (Lc 1, 7), con la ayuda de los santos Paciano, Eulalia, Jorge y la multitud de los mártires que Barcelona ha tenido desde su origen hasta nuestro tiempo, la sangre de los cuales es para Cristo y la Iglesia un testimonio de la fe.

No nos queda nada más que decir sino que os encomendamos a ti y el rebaño del Señor que se te ha confiado, a la protección de Santa María Virgen, con el bello canto llamado “Virolai”, que es cantado con fervor , pidiendo a la Bienaventurada Virgen María: “ilumina la catalana tierra, guíenos hacia el cielo”.

Dado en Roma, junto a San Pedro, el día 6 del mes de noviembre, del Año del Señor 2015, tercero de nuestro pontificado.

79fe3-firmapapafrancisco

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s