Visita pastoral del Santo Padre a Génova (27 mayo 2017) – Encuentro con los niños de las distintas unidades del Hospital Pediátrico “Giannina Gaslini”

gaslini

27 de mayo de 2017.- En la tarde de hoy, el Santo Padre ha abandonado el Santuario de la Guardia y se ha dirigido al Hospital Pediátrico “Giannina Gaslini” de Génova.

A su llegado, el Papa ha visitado a los niños hospitalizado en varias plantas del Hospital. Después, tras una visita a la unidad de cuidados intensivos del hospital, saludó al personal médico y administrativo. Al finalizar la visita, el Papa Francisco se trasladó en auto a Piazzale Kennedy para la celebración de la Eucaristía.

Ofrecemos a continuación las palabras de saludo que el Santo Padre ha dirigido al personal del “Gaslini”:

Saludo del Santo Padre

Queridos hermanos y hermanas:

En mi visita a Génova no podía faltar una etapa en este hospital donde se cura a los niños. Porque el sufrimiento de los niños es sin duda el más difícil de aceptar; y entonces el Señor me llama a estar, aunque sea brevemente, junto a estos niños y chicos y sus familiares. Muchas veces me hago y me repito la pregunta: ¿por qué sufren los niños? Y no encuentro explicación. Sólo miro el crucifijo y me detengo allí.

Saludo a todos ustedes que trabajan en esta renombrada estructura, que desde hace ochenta años se dedica con pasión y competencia al cuidado y asistencia de la infancia, con el importante apoyo de la investigación. Expreso mi reconocimiento a los responsables del hospital, empezando por el Presidente de la Fundación, el Arzobispo de Génova, los médicos, el personal paramédico, a todos los colaboradores en las diversas especialidades, así como a los frailes menores capuchinos y a todos los que asisten y ayudan a los niños hospitalizados con amor y dedicación. Ellos, de hecho, también necesitan de sus gestos de amistad, de su comprensión, su afecto y apoyo paterno y materno.

Este Instituto surgió como un acto de amor del Senador Gerolamo Gaslini. Él, para honrar a su hija fallecida a temprana edad, lo fundó despojándose de todas sus posesiones: empresas, establecimientos, bienes inmuebles, dinero e incluso su casa. Por lo tanto este Hospital, conocido y apreciado en Italia y en el mundo, tiene un papel especial: seguir siendo un símbolo de generosidad y solidaridad. En el acto de Fundación del Hospital, Gaslini estableció: “Es mi firme voluntad que este Instituto tenga como base y guía la fe católica […] que fermente toda actividad y conforte todo dolor”. Sabemos que la fe obra principalmente a través de la caridad y sin ella, muere. Así que animo a todos ustedes para que lleven a cabo su delicada obra, movidos por la caridad, pensando a menudo en “el buen samaritano” del Evangelio: atentos a las necesidades de sus pequeños pacientes, inclinándose con ternura sobre sus fragilidades, y viendo en ellos al Señor. Quien sirve a los enfermos con amor sirve a Jesús, que nos abre el Reino de los cielos.

Espero que este hospital, fiel a su misión, pueda continuar con su valiosa obra de atención e investigación a través del aporte y contribución generosa y desinteresada de todas las categorías y en todos los niveles. Por mi parte, los acompaño con la oración y la bendición del Señor, que de corazón invoco sobre ustedes, sobre todos los pacientes y sus familiares.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s