Librito litúrgico – Santa Misa para la apertura de la XV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos

CAPILLA PAPAL

APERTURA
DE LA XV ASAMBLEA
GENERAL ORDINARIA
DEL SÍNODO DE LOS OBISPOS

SANTA MISA
CELEBRADA POR EL SANTO PADRE
FRANCISCO

Plaza de San Pedro, 3 de octubre de 2018

pdf_download

Laudes Regiæ

La schola:

Cristo vence, Cristo reina, Cristo, Cristo impera.

I

La schola y sucesivamente la asamblea:

Escúchanos, oh, Cristo.
R/. Escúchanos, oh, Cristo.

La schola:

A la Iglesia santa de Dios,
que une a las almas más allá de los límites de los reinos:
salud perpetua.

La schola y sucesivamente la asamblea:

Redentor del mundo
R/. Ayúdala.

Santa María…

San Juan Bautista…

San Miguel…

San José…

La asamblea:

Cristo vence, Cristo reina, Cristo, Cristo impera.

II

La schola y sucesivamente la asamblea:

Escúchanos, oh, Cristo.
R/. Escúchanos, oh, Cristo.

La schola:

A Francisco, Sumo Pontífice,
que reúne a las personas en unidad con la doctrina, la caridad:
al Pastor la gracia, al rebaño docilidad.

Salvador del mundo,
R/. Ayúdala.

San Pedro…

San Pablo…

La asamblea:

Cristo vence, Cristo reina, Cristo, Cristo impera.

III

La schola y sucesivamente la asamblea:

Escúchanos, oh, Cristo.
R/. Escúchanos, oh, Cristo.

La schola:

A los obispos amantes de la fe católica y apostólica,
y a los fieles confiados a su cuidado:
la vida.

La schola y sucesivamente la asamblea:

San Andrés…

San Juan…

Santiago…

Santo Tomás…

San Felipe…

Santiago…

San Bartolomé…

San Mateo…

San Simón…

San Tadeo…

San Matías…

Santa María Magdalena…

San Esteban…

San Ignacio de Antioquía…

San Lorenzo…

Santa Perpetua y Felicidad…

Santa Inés…

Santos León y Gregorio…

San Ambrosio…

San Girolamo…

San Agustín…

San Atanasio…

Santos Basilio y Gregorio Nacianceno…

San Basilio…

San Martín…

san Francisco de Sales…

La asamblea:

Cristo vence, Cristo reina, Cristo, Cristo impera.

La schola:

Rey de reyes
R/. Nuestro Rey.

Esperanza nuestra.
R/. Gloria nuestra.

IV

La schola y sucesivamente la asamblea:

Escúchanos, oh, Cristo.
R/. Escúchanos, oh, Cristo.

La schola:

A los gobernadores ya todos los conciudadanos
que oran con nosotros:
la verdadera tranquilidad del corazón,
el éxito de los votos.

La schola y sucesivamente la asamblea:

Auxilio de los cristianos,
R/. Ayúdanos.

San Antonio…

San Benito…

San Bernabé…

Santos Francisco y Domingo…

Santo Tomás de Aquino…

San Francisco Javier…

San Juan María Vianney…

Santa Hildegarda de Bingen…

Santa Catalina de Siena…

Santa Teresa de Jesús…

Santa Teresa del Niño Jesús…

Todos los santos y santas de Dios…

La asamblea:

Cristo vence, Cristo reina, Cristo, Cristo impera.

La schola:

A Él todo el imperio, la alabanza y el júbilo,
por los interminables siglos de los siglos.

La asamblea:

Amén.

La schola:

¡Tengamos un tiempo favorable!

La asamblea:

Tengamos un tiempo favorable
los redimidos por la Sangre de Cristo.

La schola:

¡Felicidad!

La asamblea:

¡Felicidad!

Todos:

¡Felicidad!

La schola:

La paz de Cristo, ¡venga!

La asamblea:

El reino de Cristo, ¡venga!

Todos:

¡Demos gracias a Dios! Amén.

Antífona de entrada

La schola y la asamblea:          Sal 67, 6-7. 36

Dios vive en su santa morada;
Dios prepara casa a los desvalidos
y da fuerza y poder a su pueblo.

El Santo Padre:

En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo.
R/. Amén.

La paz esté con vosotros.
R/. Y con tu espíritu.

Acto penitencial

El Santo Padre:

Para celebrar dignamente estos sagrados misterios,
reconozcamos nuestros pecados.

Pausa de silencio.

El Santo Padre y la asamblea:

Yo confieso ante Dios todopoderoso
y ante vosotros, hermanos,
que he pecado mucho
de pensamiento, palabra, obra y omisión:
Por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa.
Por eso ruego a santa María, siempre Virgen,
a los ángeles, a los santos
y a vosotros, hermanos,
que intercedáis por mí ante Dios, nuestro Señor.

El Santo Padre:

Dios todopoderoso
tenga misericordia de nosotros,
perdone nuestros pecados
y nos lleve a la vida eterna.
R/. Amén.

Kyrie
(De angelis)

Oración colecta

El Santo Padre:

Oremos.
Oh, Dios,
que cuidas con misericordia de tu pueblo
y lo gobiernas con amor,
concede el espíritu de sabiduría
a cuantos encomendaste la misión de gobierno,
para que tu pueblo sea conducido
a un mayor conocimiento de la verdad
y crezca en la santidad que te agrada.
Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo,
que vive y reina contigo
en la unidad del Espíritu Santo y es Dios
por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

LITURGIA DE LA PALABRA

Primera lectura

Con el mismo sentimiento
y con la misma caridad,
permaneciendo unánime y en armonía.

Lectura de la carta del apóstol san Pablo a los Filipenses 2, 1-4.

Hermanos, si queréis darme el consuelo de Cristo y aliviarme con vuestro amor, si nos une el mismo Espíritu y tenéis entrañas compasivas, dadme esta gran alegría: manteneos unánimes y concordes con un mismo amor y un mismo sentir.

No obréis por revalidad ni por ostentación, considerando por la humanidad a los demás superiores a vosotros. No os encerréis en vuestros intereses, sino buscad todos el interés de los demás.

Palabra de Dios.
R/. Te alabamos, Señor.

Salmo responsorial

R/. Señor, tu tienes palabras de vida eterna.

1. La ley del Señor es perfecta
y es descanso del alma;
el precepto del Señor es fiel
e instruye al ignorante.

2. Los mandatos del Señor son rectos
y alegran el corazón;
la norma del Señor es límpida
y da luz a los ojos.

3. El termo del Señor es puro
y eternamente estable;
los mandamientos del Señor son verdaderos
y enteramente justos.

4. Más preciosos que el oro,
más que el oro fino;
más dulces que la miel
de un panal que destila.

Oración sobre las ofrendas

Mira compasivo, oh, Dios,
la ofrenda de tus siervos,
y concédeles la gracia de tu luz,
para que comprendan lo que es recto
en verdad ante tus ojos
y lo pongan en práctica fielmente.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Prefacio II del Espíritu Santo

Plegaria eucarística II

Oración después de la comunión

Te rogamos, Señor misericordioso,
que el alimento santo que hemos recibido
confirme en la verdad a tus siervos
y los mueva a procurar la gloria de tu nombre.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s